24h Navarra.

24h Navarra.

El TSJN rechaza el recurso de Irabia-Izaga y sostiene la obligación de educación mixta en Primaria.

El TSJN rechaza el recurso de Irabia-Izaga y sostiene la obligación de educación mixta en Primaria.

El Tribunal Superior de Justicia de Navarra ha rechazado el recurso presentado por el colegio Irabia-Izaga contra la resolución del Gobierno foral que obliga a los centros concertados a impartir educación mixta en Primaria. Esta decisión se produce después de que se haya declarado constitucional la norma que permite excluir de financiación pública a la educación diferenciada. De esta manera, la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJN respalda las bases exigidas por el departamento de Educación para los conciertos de Primaria.

La resolución 35/2021, de 5 de febrero, de la directora general de Recursos Educativos, estableció el procedimiento para la aplicación del régimen de conciertos educativos en la etapa de Educación Primaria. En respuesta a esta resolución, la Asociación Educativa y Cultural del Colegio Irabia-Izaga presentó un recurso de alzada solicitando la anulación de las bases 1ª y 14ª.

Además, el colegio también presentó la solicitud de renovación del concierto educativo para la etapa de Educación Primaria, que fue concedido a través de una resolución. Desde entonces, Irabia-Izaga ha ido implementando progresivamente la educación mixta en los primeros tres cursos de Primaria, mientras que los otros tres cursos restantes siguen con la educación diferenciada.

Después de la desestimación del recurso de alzada por parte del consejero de Educación, el colegio presentó un recurso ante el Tribunal Superior de Justicia de Navarra, el cual acaba de ser rechazado. Cabe destacar que el TSJN planteó una cuestión de constitucionalidad, que fue inadmitida, contra la disposición adicional de la Ley de Educación que facultaba la exclusión de los conciertos a los centros que separaran a los alumnos por sexos.

Los magistrados del tribunal respaldan la exigencia de la educación mixta planteada en las bases de la convocatoria del Gobierno de Navarra para renovar los conciertos de Primaria. Además, argumentan que el colegio no cumple con los requisitos establecidos en la normativa y que la Base 14, que permite la continuidad en la educación con concierto hasta la finalización de la etapa de educación obligatoria, es conforme al ordenamiento jurídico.

En conclusión, el Tribunal Superior de Justicia de Navarra ha respaldado la obligación de los colegios concertados de impartir educación mixta en Primaria, desestimando el recurso presentado por el colegio Irabia-Izaga. Esta decisión se produce después de que se haya declarado constitucional la norma que excluye de financiación pública a la educación diferenciada.